Sellos de plata de ley

CÓMO LEER LOS SELLOS DE LA PLATA DE LEY

Al menos esa es la teoría. Pero mientras la mayoría de los gobiernos vigilan estrictamente las marcas estándar, muy pocos regulan las marcas no relacionadas con el contenido de los metales preciosos. Es perfectamente legal, por ejemplo, estampar en la plata marcas comerciales o nombres de empresas que ya no están en activo o cuya marca ya no está registrada.

Una pieza nueva con la marca Unger Bros. -una empresa del siglo XIX conocida por la calidad de su plata- y 925 es legal siempre que el contenido de plata sea 925. La gran mayoría de los artículos que cumplen los requisitos fabricados en EE. UU. entre 1860 y 1970 -especialmente los fabricados antes de 1940- llevan la marca Sterling o Sterling Silver.

Muchas marcas antiguas, pero no todas, incluyen el nombre del fabricante. Es muy raro que las piezas de plata americana de esos años lleven sólo la marca 925. Más raras aún son las marcas americanas que incluyen sterling y 925 juntas sin el nombre de la empresa.

De los diversos minerales clasificados como metales preciosos, la plata es el más abundante. Se ha utilizado durante mucho tiempo para fabricar piezas de servicio, artículos de decoración, joyas y otros productos. La mayoría de los artículos de plata incluyen un sello que indica la pureza de la plata utilizada.

Los artículos que contienen las formas más puras de plata llevan la etiqueta. 999, pero en realidad la plata es demasiado blanda para ser utilizada en la fabricación, a menos que se mezcle con otros metales. Cuando los metales se combinan, se conocen como aleaciones.

Así, la mayor parte de la plata, incluidos los artículos que se conocen como plata de ley, entran en la categoría de aleación. Para que un artículo se considere de plata de ley, el 92,5% del contenido metálico de la aleación debe ser plata pura. De ahí que muchos artículos de plata de ley lleven la etiqueta.

¿Cómo puede saber si sus artículos son de plata de ley?

925.. Cuando un artículo no está marcado para identificar su contenido de plata pero sigue desluciéndose como si fuera plata, es muy probable que se trate de una pieza plateada. Esto es especialmente cierto en el caso de las joyas.

Si el chapado es grueso, el artículo puede incluso pasar por la prueba tradicional del ácido como si fuera de plata. En estos casos, puede utilizar un imán para determinar si se trata de un metal base. Un imán se adhiere firmemente a un artículo chapado en plata, pero no se adhiere a la plata de ley.

Sin embargo, la plata pura es demasiado blanda por sí sola, por lo que se mezclan otros metales para endurecerla. Entonces, ¿cómo puede saber si sus artículos son de plata de ley? Ahí es donde entra el sello de calidad.

Sellos de calidad En Estados Unidos, la plata de ley se clasifica por contener un 92,5% o más de plata, por lo que es posible que veas «sterling» o «925» estampado en la parte inferior de una pieza de plata de ley auténtica. Este es el identificador clave de que una pieza es de plata de ley. Además, los plateros estampan en la pieza la marca del platero o del diseñador y, a veces, la fecha de fabricación.

Ver estos detalles ayuda mucho a verificar la autenticidad y el valor de un artículo. ¿Y si no hay sello de calidad? Es probable que la plata nunca pase de moda, ya que ha sido apreciada durante siglos, con orígenes de descubrimiento en Grecia y Turquía, antiguamente Anatolia, que se remontan al año 3000 a.

C. La plata pura es preciosa, pero demasiado blanda para usarla en joyería. Si se añade una aleación a la mezcla, se obtiene plata de ley. Además de la plata de ley, también hay plata chapada, plata fina, plata pura, alpaca y plata 925.

Con tantas platas en el mercado, ¿cómo saber cuál comprar? ¿Son todas las platas iguales? ¿Y cuál es la diferencia entre las joyas de plata de ley y las de plata 925?

Aquí tienes la información sobre la plata de ley y la plata 925.

Cómo identificar la plata de ley

Quizá se pregunte qué es la plata de ley.. La plata de ley es una aleación compuesta por un 92,5 por ciento de plata y un 7,5 por ciento de aleación. Una aleación es esencialmente la mezcla de dos o más elementos tomados de la tabla periódica.

En el caso de la plata de ley, las aleaciones pueden incluir zinc, cobre o níquel. Aunque en Estados Unidos, Europa y la mayor parte del mundo se aplica una norma estricta de plata de ley de 92,5 de plata por 7,5 de cobre u otras aleaciones, existen otras normas. Algunos países, como Francia, tienen un estándar del 95%, pero el 92,5 es el más común.

Así pues, queda la pregunta: ¿qué es la plata 925? En definitiva, es lo mismo que la plata de ley. La plata de ley y la plata 925 están hechas de la misma mezcla de aleación de plata, y la única diferencia clave es el nombre.

Los sellos de plata se hacen para estampar diseños en plata cuando se hace joyería de plata. Los sellos de plata se han utilizado durante cientos de años, en el pasado un orfebre se lima a mano un diseño en una pieza de acero y luego se templa por lo que se convirtió en duro y podría ser utilizado para estampar un diseño en la plata. Hoy en día, hay fabricantes de sellos profesionales que mecanizan los sellos de plata y los sellos Hallmark para el comercio.

Arriba hay un sello de plata que fue hecho para ser usado para estampar un concho de plata como el que se vería en un cinturón de concho navajo. A la derecha hay un sello de plata que se utiliza para estampar un sello dentro de un anillo de plata una vez que se hace. Los joyeros suelen estampar su marca de fabricante o sello en su anillo de plata una vez que se ha completadoUn sello de joyería de plata